CON ZÍNGAROS SIEMPRE HAY FIESTA

Clima cálido, respeto de horarios y buenos espectáculos eso es sinónimo de noche ideal.

Autor: Gabriel Méndez

La Margarita

La murga “enamorada” cumple veinte años es las carnestolendas y se preparó para festejarlo de buen modo. Cambió gran parte de su elenco fichando experimentados cantores y cupleteros que en lo previo despertaban una gran avidez para observar su propuesta.
Basados en un coro muy sólido que casi no falló en todo su repertorio este grupo nos propuso interpelarnos (desde el humor) a toda la sociedad con un personaje bien interpretado por Paul Fernández, quien aparecía para enlazar las distintas situaciones planteadas.
Un salpicón que pasea por casi todos los temas de actualidad, criticando sin mirar marcas políticas y personajes que venían a escena para decir lo suyo.
Tiene altibajos en el texto, pero en líneas generales rinden de buena manera lo que hace llevaderas los 45 minutos de actuación.
Un vestuario acorde, buen maquillaje y escenografía adecuada dan el marco escénico justo para que su espectáculo logre el cometido que se pretende.
El regreso de Rodolfo “Fito” Lacava le aporta un condimento más ya que su dirección escénica es un show aparte al que ya nos habíamos desacostumbrado.
Para resumir una buena primera rueda de este conjunto que va en busca de recuperar viejas glorias y si bien falta mucho queda a la expectativa de intentar estar entre las que lleguen a una tercera rueda que nos parece sea su primer objetivo en ese concurso

Zíngaros

Ni bien se conoce el día que actuará este conjunto en el Concurso Oficial de Agrupaciones de Carnaval, su hinchada se vuelca masivamente a los locales de venta de entradas para hacerse de un boleto y estar presente en esa función.
Cuando “los Gitanos” van al Teatro de Verano no es una etapa más ya que sus fanáticos pueblan la tribuna con los colores que se eligen en esa temporada y desde muy temprano tiñen con los mismos la panorámica visual.
De entrada, impacta con la apertura de telón, un vestuario imponente con una complementación de maquillaje pocas veces vista lo que suma a su favor, cantantes que lucen ajustados y coreografías que acompañan la escena.
En cuanto a las parodias podemos decir que este grupo tiene un cambio en el lenguaje, la postura escénica y el mensaje que pretende dar.
La mano de su nuevo letrista se nota, buscando llegar de forma menos directa al objetivo final. El rendimiento de las parodias es diferente mientras con Drácula el valor es cambiar tu realidad, en El Quijote intentan hablar de la esperanza. Cada un rinde de forma diferente, la primera llega por el humor y en la segunda tiene más valor lo que se canta que lo que se interpreta actoralmente.
Algo que nos llamó la atención es el papel absolutamente secundario de su director y alma mater, en Drácula interpreta a Van Helsing quien participa en pocos momentos y en Don Quijote es Cervantes que narra la historia desde la visión del escritor.
En resumidas cuentas, una buena pasada de este conjunto que tiene cosas para ajustar si pretende quedarse con la copa más grande pero falta mucho y sus rivales todavía no mostraron las cartas.

La Gran Muñeca

Llegó a defender el primer premio obtenido en la pasada temporada y eso era su compromiso extra para esta noche donde debutaba en el concurso.
Desde que comenzó su presentación notamos una gran mejoría coral fundamentalmente en la potencia de mismo apoyándose en muy buenos arreglos y una musicalidad que le caía muy bien a este grupo.
La murga nos propone la dicotomía sobre si el carnaval es un juego o un trabajo algo que, podría no ser excluyente, pero se utiliza como disparador para mostrar su propuesta.
“El fotógrafo”, “Los Libertadores de América”, “El Soltero” (cuplé dividido en 3 partes) y un alegato por el cuidado del medio ambiente son los distintos momentos que este conjunto nos ofrece como corazón de su espectáculo.
El texto tiene muy buenos pasajes buscando el humor que en buena parte se consiguen con diálogos lo que detiene el ritmo de la murga por momentos y eso es algo a cuidar por parte de este grupo.
La dureza a la hora de criticar es algo que ya nos tiene acostumbrado este conjunto que asume una postura dura contra la izquierda uruguaya reclamando por un cambio de rumbo. Se puede discrepar con lo que se dice, pero el camino elegido por la murga es ese y es muy válido para conseguir fácilmente el aplauso.
Un vestuario excelente, maquillaje de los mejores que se vieron hasta ahora y un gran telón de fondo de escenario que permite la policromía bien entendida.
En síntesis, otro buen año de este título que busca retener el cetro y dejó claro que tiene con que plantear batalla, pero falta mucho y por lo visto hasta ahora tiene rivales de fuste.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *